Tendencia

El debate Pow vs PoS está más vivo que nunca

El último ataque 51% a Bitcoin Gold ha generado una ola de críticas al método de consenso original de PoW, y el PoS se declara como el más seguro.

single-image

Los ataques 51% es la peor pesadilla para las criptos que usan el método de consenso de Proof of Work (PoW). Y el ataque reciente a Bitcoin Gold ha despertado a todos los demonios que tenían tiempo dormidos. Además, el debate de PoS vs PoW ha resurgido con más fuerza que nunca.

51 % Attack en Bitcoin Gold (BTG)

Este nuevo ataque a una pequeña cripto con PoW, ha provocado un gran debate dentro del cripto ecosistema.

BTG sufrió un ataque 51 % hace unos días, que generó que más de 7.000 Bitcoin Gold, o 73.000 $, fueran víctimas de lo que se conoce como Double Spent.

Según una publicación en GitHub de James Lovejoy, investigador del MIT, la altcoin surgida del hard fork de Bitcoin (BTC) fue atacada por 2 “reorganizadores”; que cambiaron el contenido de más de 10 bloques entre el 23 y el 24 de enero.

En el primer ataque del 23 de enero de este año se eliminaron un total de 14 bloques directo de la Blockchain y luego se agregaron otros 13. Con un total de 1.900 BTG por un total de 19.000 $ aproximadamente, además estos fueron “Double Spending” 2 veces en una sólo transacción.

El 24 de enero, otro atacante eliminó 15 bloques, y agregó 16, por un total de 5.268 BTG, o 53.000 $ en 3 transacciones diferentes.

Vale la pena señalar que BTG es una cripto muy pequeña, apenas cuenta con 200 millones de dólares de capitalización de mercado, vs los 172 mil millones de BTC. Y según los datos de Chainalisys, el precio del ataque fue de sólo 1.700$. Necesarios para superar el poder de cómputo del 51% de los mineros de la red.

¿Es el PoW un consenso viciado?

A menos que seas Bitcoin (BTC), el cual tienen un poder de cómputo y una profundidad de Blockchain simplemente impresionante, cualquier cripto pequeña sería víctima de este tipo de ataques.

Como ha ocurrido en múltiples ocasiones, un ataque del 51 por ciento deja dividida a gran parte del cripto verso discutiendo sobre si las pequeñas altcoins como Bitcoin Gold deberían existir o no.

Pero, muy pocos habitante del cripto ecosistema parecen centrarse en el problema subyacente: el Proof of Work.

Es cierto que el algoritmo fue revolucionario cuando fue presentado junto con la creación de la Blockchain y de Bitcoin por Satoshi Nakamoto en el año 2008.

Otra cosa que también es cierto, es que este método de consenso también tiene grandes fallos; los cuales han sido explotado en múltiples ocaciones.

  • Feathercoin (FTC)
  • Vertcoin (VTC)
  • Bitcoin Gold (BTG)
  • Ethereum Classic (ETC)
  • Verge (XVG)

Estas altcoins han sido golpeadas una, o más veces, por estos mismos problemas. Lo que ha llevado a pensar a los más extremistas a que las 2 grandes criptos en la actualidad BTC y ETH serán los siguientes en sufrir una violación a su método de consenso.

¿PoW o PoS cuál es más seguro?

Defectos en Proof of Work

Uno de sus defectos menos comentados es la ambigüedad legal que hay sobre estos ataques.

Si bien obtener a la fuerza el control del 51% del poder de cómputo de una red Blockchain es visto dentro de nuestro criptoverso como algo atroz; el acto en sí no es una ilegalidad. Pues poseer poder de cómputo no infringe ninguna ley tradicional.

Según cuenta el abogado estadounidense especializado en las cripto regulación, Josh Lawler:

No existe una definición legal para un 51% attack. A pesar de que la ley de los Estados Unidos reconoce el Double Spend como un robo, los ataques de este tipo dentro de una Blockchain sigue siendo territorio inexplorado, expresó Josh Lawler.

Además de este grave problema, estas criptomonedas con el método de consenso PoW, cuentan con problemas de centralización. Ya que la mayoría de fabricantes de hardwares mineros son Chinos, algunas estimaciones han demostrado que hasta el 65 por ciento de toda la minería de Bitcoin en 2019 provino de China.

La centralización del poder minero de BTC ha sido uno de los problemas más debatidos en el criptoverso. Pero, el hecho de que un ataque del 51% a la cripto más grande del mundo costaría la asombrosa cantidad de $1,4 mil millones parece haber tranquilizado a gran parte de la industria. Pues este tema ni siquiera es tomado en consideración en la mayoría de los casos.

La cifra para hacerse con el poder de cómputo necesario para otras altcoins es considerablemente más bajo. Por ejemplo, para hacerse con la mayoría del Hash Rate de Bitcoin Cash (BCH) solo hacen falta 72.000$, o Lightning Network 65.000$, o un ataque contra Ethereum Classic 15.000 $.

La migración masiva a PoS

Debido a que no muchas criptos pueden llevarle el ritmo a Bitcoin o a Ethereum; ha existido en los últimos años una migración masiva a un “nuevo” método de consenso llamado Proof of Stack.

Este se ajusta más a las realidades de la mayoría de las criptomonedas. Las cuales no cuentan con un ecosistema de mineros tan amplio y fortalecido como para que cualquier 51 % attack sea inviable financieramente. Ya vimos que el ataque a BTG costó únicamente 1.700%.

El mundo de PoS está dominada por el exitoso algoritmo de Cardano “Ouroboros”, el cual ha ejercido una presión a aquellos cripto proyectos que no quieren abandonar al originario PoW.

Incluso, la mismísima Ethereum Foundation está transitando, muy lentamente el camino hacia la migración a PoS. ¿Es el fin de la PoW?

¿Qué opina usted deberían las criptos de menor tamaño migrar a PoS?, o ¿seguirá confiando en la PoW originaria de Bitcoin?

Deja un comentario

Loading data ...
Comparison
View chart compare
View table compare