Bitcoin

La familia Bitcoin: tres años viajando y viviendo exclusivamente de BTC

Una familia holandesa vendió todo en 2017 y compró Bitcoin. Esta es la familia de Didi Taihuttu y 3 años después siguen viviendo solo con BTC.

single-image

¿Alguna vez has tenido el sueño de irte y dejar todo atrás, y simplemente viajar por todo el mundo? Quizás solo o acompañado con tu familia. En caso de que tu respuesta sea positiva, te interesará saber cómo esta familia lleva tres años viajando y viviendo exclusivamente de Bitcoin. No, no estamos jugando. En 2017, Didi Taihuttu vendió todo por Bitcoin, convencido de que sería multimillonario en 2020.

Desde entonces, esta familia holandesa de cinco integrantes se ha mantenido exclusivamente de sus ganancias de Bitcoin, luego de venderlo todo en este año para invertirlo en la criptomoneda.

Didi Taihuttu fue noticia en todo el mundo en 2017 cuando vendió su rentable negocio, la casa y los automóviles de su familia, e incluso los juguetes de los niños por Bitcoin, creyendo que sería multimillonario en 2020.

La familia Bitcoin: tres años viviendo de BTC

A simple vista, podemos decir que esta familia ha estado viviendo el sueño. Se embarcaron en una gira mundial, en la cual han recorrido al menos 40 países, en los que también promueven la adopción de BTC.

En pleno 2020 su entusiasmo por las criptomonedas permanece. Esto a pesar de que su aventura amenazó con descarrilarse por la crisis del coronavirus, y Bitcoin no logró las ganancias esperadas.

Sin cuentas bancarias ni posesiones, y con todos sus ahorros atados en criptomonedas altamente volátiles, Taihuttu parece estar logrando su meta de vivir una «vida descentralizada, nómada, de Bitcoin».

Entre las acciones que han llevado a cabo en estos tres años, esta familia ha puesto en marcha proyectos financiados con criptomonedas para ayudar a los pobres; estableció su propia marca y mercancía “Bitcoin Family”, y documentan su viaje en YouTube.

La historia detrás de la aventura

Más que el deseo de ganar dinero, fue la muerte de su padre, combinada con el agotamiento, lo que impulsó a este holandés a cambiar su vida y la de su familia.

Había incursionado en las criptomonedas desde 2013, pero en 2017 le sugirió a su esposa, Romaine, que vendieran todo, lo invirtieran en Bitcoin y viajaran, adoptando una nueva forma de vida anti-materialista.

El objetivo original había sido retirar dinero en 2020 y luego reinvertir cuando el precio volviera a bajar. En este sentido, Taihuttu con los efectos del Halving de Bitcoin. Empero, todos sabemos lo que ocurrió con eso: las expectativas no fueron completamente cubiertas.

Cabe destacar que la familia se había beneficiado del aumento estratosférico de Bitcoin después de la carrera alcista anterior. Es decir, la carrera en la que la criptomoneda se disparó de US$ 800 a principios de 2017 a un máximo histórico de casi US$ 20.000 al final.

La familia Taihuttu, o "la familia Bitcoin", lleva tres años viviendo con Bitcoin exclusivamente y promoviendo con su ejemplo la mayor adopción de criptomonedas en el mundo.
La familia Taihuttu, o «la familia Bitcoin», lleva tres años viviendo con Bitcoin exclusivamente y promoviendo con su ejemplo la mayor adopción de criptomonedas en el mundo.

Viajando por el mundo con criptomonedas

Durante los últimos tres años, la familia se ha cruzado entre Asia, Oceanía y Europa. Una empresa de criptomonedas les dio una camioneta para viajar. También, fueron a Las Vegas e hicieron un crucero blockchain desde Venecia y fueron invitados a conferencias de cifrado.

En este tiempo han descubierto cosas interesantes. Por ejemplo, según la familia Bitcoin «La adopción en Asia está muy por delante de Europa».

Hay dos ciudades europeas que se destacan por ser particularmente amigables con las criptomonedas, donde descubrieron que era posible vivir únicamente de las criptomonedas. Estas son Rovereto en Italia y la capital de Eslovenia, Ljubljana.

¿Cómo se mantienen luego de que Bitcoin no alcanzara el crecimiento esperado para este momento?

Aunque esta historia pueda parecer maravillosa, hay que sentarse a analizar qué hacen con todo su dinero anclado en algo tan volátil como Bitcoin. Como mencionamos anteriormente, para 2020 se esperaba que el Halving hiciera despegar al precio de Bitcoin de una u otra forma, pero este no ha sido el caso.

Además, la pandemia de coronavirus amenazó con descarrilar su brillante odisea. Sin embargo, su entusiasmo por las criptomonedas no ha disminuido.

Empero, Taihuttu comercia todos los días. No se dedica solo a Bitcoin, pero aún representa alrededor del 65% de sus tenencias. También posee constantemente Ethereum y Litecoin, y recientemente invirtió en DOT, la criptomoneda de la cadena de bloques Polkadot. Otros incluyen COTI, CTSI, EGLD, BEAM, LEND, COV y KAI.

Taihuttu también es asesor de varias startups en etapa inicial. Por ejemplo, está involucrado en el proyecto Blockchain Valley de Bulgaria y House of Dao, un espacio de convivencia y trabajo conjunto donde el enfoque está en blockchain y la aceleración de proyectos de blockchain.

Próximos proyectos de la familia Bitcoin

Cuando el COVID-19 golpeó por primera vez, la familia estaba en España y tomaron la decisión de regresar a Tailandia, donde luego estuvieron atrapados durante varios meses.

A Taihuttu se le había prometido el préstamo de una camioneta nueva durante cinco años, pero el acuerdo se canceló debido a la incertidumbre que rodea a la pandemia.

Después de pasar un tiempo en los Países Bajos y en España, se decidieron por una nueva gira de tres a seis meses por Portugal, para promover la idea de viajes, familia y Bitcoin. Esperan que su nueva serie de videos les consiga un trato con una emisora ​​importante como Netflix.

A estas alturas, ha acumulado algunos contactos envidiables en la industria. Incluso varias empresas, incluida la startup MachinaTrader y la exchange de criptomonedas PrimeXBT, han contribuido para ayudar a financiar el viaje.

Deja un comentario

Loading data ...
Comparison
View chart compare
View table compare