Tecno

Inteligencia Artificial y pizzas: estudiantes del MIT quieren demostrar que es posible la colaboración ser humano – IA

El miedo a que la tecnología sustituya a los seres humanos se ha incrementado considerablemente desde que los avances en robótica, IoT (Internet de las cosas) e Inteligencia Artificial (IA), se hacen más frecuentes. Es por ello que un grupo de estudiantes del MIT han diseñado una curiosa forma de demostrar que en realidad no hay razón para temer a la innovación.

single-image

El miedo a que la tecnología sustituya a los seres humanos se ha incrementado considerablemente desde que los avances en robótica, IoT (Internet de las cosas) e Inteligencia Artificial (IA), se hacen más frecuentes. Es por ello que un grupo de estudiantes del MIT han diseñado una curiosa forma de demostrar que en realidad no hay razón para temer a la innovación.

Pinar Yanardag ha diseñado con sus compañeros del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT), el proyecto “Cómo generar (casi) cualquier cosa”, en el que cada semana buscan crear algún producto nuevo combinando las fuerzas de los seres humanos con las máquinas.

Perfumes, ropa y obras de arte se pueden contar entre algunas de sus creaciones. Una de las más recientes tiene que ver con el sector culinario. Su misión “crear una pizza utilizando Inteligencia Artificial» y las recomendaciones de un chef profesional.

Para lograrlo, la IA procesó cientos de recetas de pizzas artesanales, y luego creó nuevas recetas bastantes peculiares.

Yanardag aseguró, en una entrevista para CNBC Make It, que la IA suele sorprender de maneras poco usuales con los resultados, y esta vez no fue la excepción. “En nuestro experimento de pizzas, vimos algo similar donde IA combinó ingredientes como camarones y salchicha italiana con mermelada, que recogió de una pizza de postre”.

Muchas de las nuevas recetas creadas por la Inteligencia Artificial eran poco usuales, hacían combinaciones extrañas o faltaban ingredientes tradicionales como la salsa o el queso.

Es aquí donde el conocimiento humano entra en acción. Tony Naser, propietario y chef de Crush Pizza en Boston, trabajó con los estudiantes para ajustar las recetas y hornear las pizzas.

Gracias a las peculiares recetas de la IA y la experiencia de Naser, se lograron hacer platos realmente deliciosos, aunque en un primer momento suenen extraños. Pizza de arándanos, espinacas y queso feta; pizza de tocino con aguacate y melocotón; pizza de albaricoque, pera, arándano y ricota; y, la favorita del grupo, pizza de camarones, mermelada y salchicha italiana, a la que el chef colocó un poco de rúcula en la parte superior.

El experimento tuvo tal éxito que Naser está considerando incluir alguna de estas pizzas en su restaurante.

Los estudiantes del MIT pretenden que, con experiencias como esta, las personas se den cuenta que la Inteligencia Artificial no está para suplantar a los humanos, sino para ayudarlos.

“En este proyecto, juguetonamente queríamos mostrarle al público que no tenemos que temer a la IA, sino que podemos trabajar junto con la IA para lograr los resultados más creativos y productivos”, aseguró Yanardag.

Los cambios suelen traer consigo muchos miedos por parte de la población. Sin embargo, no hay que dejar que eso detenga el avance ni la evolución. Hay que entender que la humanidad sí puede trabajar en conjunto con las nuevas tecnologías y que no ha llegado aquí para suplantar sino para ayudar.

Deja un comentario

Loading data ...
Comparison
View chart compare
View table compare