Noticias

¿En qué se parece el café con crema al Bitcoin? Un académico lo explica

El estudiante de doctorado de física aplicada de Standford, William Gilpin, describió un paralelo entre la dinámica principal de un líquido arremolinado y las transacciones en criptomonedas como Bitcoin, en un estudio publicado el 23 de abril en los “Procedimientos de la Academia Nacional de Ciencias”.

single-image

El estudiante de doctorado de física aplicada de Standford, William Gilpin, describió un paralelo entre la dinámica principal de un líquido arremolinado y las transacciones en criptomonedas como Bitcoin, en un estudio publicado el 23 de abril en los “Procedimientos de la Academia Nacional de Ciencias”.

Gilpin afirma en el estudio que comprender los paralelos entre los procesos naturales en el trabajo con la dinámica de fluidos y las funciones matemáticas que potencian la criptomoneda puede conducir a avances en la seguridad digital.

Centrándose en un principio llamado “Mezcla Caótica”, descubrió que, si la crema se agitaba en el café exactamente de la misma manera, con la cuchara en el mismo ángulo, revolviendo a la misma velocidad, la crema crearía el mismo patrón cada vez. Cada movimiento único crearía también un remolino único, como ningún otro.

Esos patrones en los remolinos le recordaron a Gilpin la forma en que funcionan las criptomonedas. Para ser más precisos, la forma en que las operaciones criptográficas denominadas “funciones hash” siempre “transformarán matemáticamente la información digital en una salida única que disfraza la entrada”.

Así como un movimiento de agitación exacto siempre creará el mismo efecto de remolino en el café, la entrada exacta siempre creará la misma salida con las funciones de hash.

Del mismo modo, como los cambios más pequeños en la técnica de agitación crearon diferentes remolinos en el café, los cambios más pequeños en la entrada probablemente crearán salidas muy diferentes con las funciones ya mencionadas.

Además, así como el remolino en el café no dio información sobre cómo fue creado; la velocidad de agitación o la colocación de la cuchara – una función de hash cambia su información de entrada de manera que es imposible identificarla.

Los cálculos existen en el mundo natural

Gilpin fue citado en Stanford News diciendo:

“Tener un modelo físico real y demostrar que se trata de un proceso natural podría abrir nuevas formas de pensar sobre esas funciones”.

A medida que crezca la aplicación de operaciones criptográficas para todo, desde documentos legales hasta las finanzas personales, la investigación sobre cómo funcionan las funciones hash se ampliará, y Gilpin considera que la física aplicada contribuirá a la creación de formas más seguras de proteger la información digital.

El estudio muestra que los cálculos no son sólo abstracciones inventadas por humanos, sino que existen en el mundo natural. Como Gilpin dijo: “Aún algo tan corriente como un fluido también está realizando cálculos”. No es algo que sólo los humanos les dicen a las computadoras que hagan. Es algo que hace la naturaleza y se muestra en la estructura de cómo se forman las cosas“.

Deja un comentario

Loading data ...
Comparison
View chart compare
View table compare