El Dato del Día

Gram ve retrasada su audiencia judicial

Uno de los eventos más esperados dentro del cripto mundo era el lanzamiento de Gram, la criptomoneda de Telegram. Pues la misma, junto a la Telegram Open Network (TON), fueron presentadas como una alternativa, desde la descentralización, a Libra, la moneda de Facebook.

La moneda de Telegram

Desde el anuncio del futuro lanzamiento de la moneda virtual de Facebook, Libra, los debates en el cripto mundo se han visto influidos por la misma. Especialmente por la discusión sobre si los niveles de centralización que pretende ejercer Facebook sobre su moneda, están de acuerdo con los valores de la tecnología Blockchain.

Así, la cripto comunidad se ha visto dividida en dos grupos claramente identificados. Por una parte, tenemos a aquellos que ven en Libra una enorme oportunidad para las criptomonedas en general. Contando ahora esta tecnología con el impulso de no una, sino decenas de trasnacionales agrupadas en la Libra Association.

Mientras que otro sector de los cripto usuarios no estarían tan seguros de las ventajas que traerá Libra. Por el contrario, ven en el lanzamiento de una moneda virtual por parte de Facebook, un enorme riesgo para el desarrollo de las cadenas de bloques en general.

Y esta actitud es normal, considerando que desde el anuncio de Facebook a mediados de junio, las criptomonedas han recibido una atención gubernamental anormal. Enfocada la misma sobre todo en iniciativas para intentar controlar el cripto mercado y sus productos.

Por ello, no sorprende que desde el seno de la comunidad surgiese una reacción al proyecto de Facebook. Nos referimos por supuesto a TON, la Blockchain de Telegram. La cual tenía como objetivo inicial ser un proyecto para colaborar en el desarrollo de la tecnología Blockchain en su conjunto. Pero que debido a Libra adquirió el carácter de defensora de los valores de la cadena de bloques.

La SEC detiene a Telegram

Sin embargo, los problemas no tardaron en llegar. Pues recientemente la Security and Exchanges Comission (SEC) de los Estados Unidos ha logrado que se interponga una medida cautelar contra el lanzamiento de Gram. Argumentando que Telegram lanzó una recaudación de fondos para Gram sin registrarla ante las autoridades estadounidenses.

Por lo que Telegram, deberá argumentar ante la corte que los 1.7 billones de dólares obtenidos con la pre-venta de Gram están dentro de la ley. Lo que podría ser un problema, pues la audiencia inicial del caso ya ha sido pospuesta hasta febrero de 2020. Un retraso que podría causar un enorme daño a TON.

Y es que, de hecho, ya se ha puesto en duda el que Gram vaya a ser lanzado según el cronograma trazado por Telegram. Lo que es la razón por la que elegimos este aplazamiento como nuestro Dato del Día aquí en CriptoTendencia. Pues, el que una moneda sobre las que se tenía tantas expectativas como Gram sea retrasada, no puede ser sino una mala noticia para el cripto mundo.

Entradas recientes

Así se comporta el precio del token de Axie Infinity (AXS), tras el lanzamiento de RON

Un nuevo token del Metaverso Axie Infinity ya se encuentra en línea, mientras tanto, AXS intenta no perder demasiado.

2 horas

El FMI ha sugerido a El Salvador que elimine al Bitcoin como moneda de curso legal

El FMI ha recomendado a El Salvador que elimine al Bitcoin como moneda de curso legal, debido a que la…

23 horas

Algunos hallazgos de BMC sobre la industria minera de Bitcoin en su último informe

Un reciente informe publicado por Bitcoin Mining Council (BMC) arrojó que el 46% de los mineros de BTC utilizan energía…

23 horas

McDonald’s bromea con aceptar Dogecoin, pero solo si Tesla acepta ‘Grimacecoin’

McDonald's bromea con aceptar Dogecoin, pero con una condición para el CEO de Tesla. ¡Te contamos cómo sucedió!

23 horas

El precio de la criptomoneda Zcash intenta mantener un nivel de soporte muy importante

El precio de la criptomoneda Zcash (ZEC) está siendo defendido en una zona de soporte muy importante. ¿Se recuperará más?

1 día

Usamos cookies para optimizar el tiempo de carga. No recolectamos ninguna información.