Noticias

Inversión para el retiro con Bitcoin

single-image

En algún lugar del mundo, se encontraba un hombre llamado Carlos, que, a lo largo de su vida, se dedicó a formar parte de una empresa, llevando el departamento de sistema y programación.

Carlos, trabajó por años, donde entregó tiempo de servicio a esta compañía, él generalmente se sentía bien. Pero tenía una gran preocupación: Sentía miedo a través que pasaban los años, pensaba infinidades de veces cuál iba a ser su destino una vez que llegará a retirarse después de haber trabajado por tantos años a una empresa.

Se preguntaba a menudo sí en el momento en el que llegará el tiempo de su retiro, todo el dinero que por ley le correspondía sería suficiente para vivir su vejez tranquila, cubrir sus gastos y él de su familia.

Por ello, empezó a buscar formas de diversificar su dinero, necesitaba generar otras entradas que le permitieran tener no solo la paz mental y económicamente sino generarle más valor al dinero que se le venía en puerta una vez dejará de trabajar.

Aunque pensó que llegaba tarde, Carlos como preferí llamarlo a propósito de este texto- decidió comenzar a invertir en bitcoins a finales del 2017, cuando la criptomoneda más famosa del mundo tuvo un salto de 15,000 a 20,000 dólares.

Sin embargo, cuando vio que a mediados de este año había prácticamente duplicado su precio, pensó en darle a parte de sus ganancias un uso de cierta manera inédito: ahorrarlo para su retiro, Carlos confió en Bitcoin y lo vio como una gran oportunidad de no solo intentar diversificar sus entradas, sino de asegurar lo que con tantos años había construido.

+

Los bitcoins y la etapa de retiro parecen dos mundos totalmente contrarios: el primero es altamente volátil, mientras que la jubilación requiere de la mayor certidumbre posible para sustentar nuestro bienestar en etapas avanzadas. Entonces, ¿cómo pueden convivir en armonía? A decir de los especialistas, la clave está en la diversificación.

Carlos, al ser programador, conoció el Bitcoin mediante compañeros suyos , fue hasta que leyó White paper de Satoshi Nakamoto, el presunto creador del activo virtual, que dimensionó el potencial que, más allá de los bitcoins, radicaba en su tecnología, la cadena de bloques también conocida como blockchain. Carlos, creía no solo en Bitcoin, también confiaba en Blockchain.

Carlos, fue entendiendo que la edad del inversionista es un parámetro importante. Recordemos que las afores invierten de distinta manera lo recursos de los trabajadores dependiendo de su edad: Mientras que gran parte del ahorro de los más jóvenes se pone en renta variable (40% de sus recursos) y valores extranjeros (20%) e instrumentos estructurados (20%), para trabajadores de edades cercanas al retiro se opta por inversiones de menor riesgo, principalmente de deuda local.

Acotando esto, la estrategia se vuelve más clara: Entre más tiempo le falte para su retiro, podría destinar una mayor proporción de su ahorro para la jubilación a activos volátiles, como el Bitcoin.

Carlos entendió que conforme va avanzando en el camino, queda poco tiempo para hacer válido su retiro, por lo que era recomendable usar la misma estrategia que las afores: a menor disposición para perder dinero, opte por productos más seguros. Dan menos rendimiento, sí, pero más seguridad y disponibilidad.

Lo más importante de una inversión como los bitcoins, es aprender sobre la marcha, el mejor ejemplo lo tenemos ahora. Ningún activo sube indefinidamente; en algún momento podemos tener otra corrección de 20, 30 o 50% durante todo un año.

La euforia de las criptomonedas se ha dado a causa principalmente del Bitcoin, pero la realidad que muchos ya conocemos es que hay miles de criptomonedas ahí afueras, capaces de responder similar a Bitcoin, entendiendo que cada una tienen características diferentes pero coinciden en una muy importante: Blockchain y descentralización.

En algunas partes del mundo ya se trabaja para integrar el potencial de las criptomonedas con el ahorro para el retiro. En Estados Unidos hay individual retirement accounts (conocidas como IRA, que serían el equivalente a un plan privado de pensiones) que se basan en activos virtuales, como Bitcoin IRA.

Para Carlos, la inversión para el retiro es sólo una de las varias aplicaciones que, considera, tendrá el bitcoin en el futuro.

Hoy, Bitcoin nos ha demostrado y hemos sido testigo que, así como alcanzó su máximo histórico, nos ha dejado en ascuas con su declive y con él todo el mercado y su tendencia bajista. Ahora bien, si algo podemos rescatar de Carlos y el aprendizaje que nos ha dejado es que sin duda mientras podamos aprovechar a Bitcoin y al resto de las criptomoneda ¿Por qué no hacerlo?

Hay potencial en este ecosistema, la tecnología Blockchain y las criptomonedas prometen alcanzar grandes cambios hacia el mundo digital pero sobretodo financiero.

Es tiempo de pensar en esa inversión de retiro, pero no solo cuando ya estemos próximos, aprovechemos las bondades de este mercado, eso sí, como de costumbre recomendamos, leer, investigar y tener tu asesor financiero, la ley general: No arriesgues dinero que no estás dispuesto a perder.

Aprovechemos esa inversión de retiro de la mano de Bitcoin, de la mano de las criptomonedas.

 
The following two tabs change content below.
Samantha Jimenez

Samantha Jimenez

Venezolana, estudiante del último semestre de Comunicación Social. Atraída por las nuevas tecnologías y el desarrollo que ofrecen a la humanidad.

Deja un comentario